7 FORMAS INESPERADAS DE SER MÁS GENEROSO (AUNQUE NO SEAS RICO)

Generosidad - Alianza Apostolica de España

Algunas veces la gente gime automáticamente cada vez que alguien menciona la palabra generosidad. Y en mi caso tengo la tendencia a ser ese alguien que siempre está recordando todas las cosas que no tenemos.

Siempre me ha gustado la idea de ser extravagante al dar. Mis historias favoritas son aquellas que cuentan los medios o la gente acerca de generosidad inesperada: una propina de 10,000€ que alguien dio a una camarera que realmente lo necesitaba; un billete de avión comprado a alguien para que pudiera visitar a un ser querido enfermo; las iglesias satisfacen las necesidades de la gente de maneras muy grandes y diversas. Me encantan esas historias.

Pero no importa lo mucho que nos gusten todas esas historias de generosidad, no todos tenemos 10.000€ extra (o incluso 1,000) para dar.

Cuando tu cuenta bancaria no está exactamente desbordante, la idea de dar algo de efectivo es casi dolorosa. Las primeras cosas que vienen a la mente son las facturas que se acumulan en la mesa de la cocina y el sacrificio que vas a tener que hacer para pagarlas. O tal vez tus hijos están a punto de ir a la universidad y cada vez que alguien menciona la palabra generosidad te imaginas la factura de la matrícula y te preguntas cómo vas a pagarla?
Hace varios años, comencé a pensar en la generosidad de una forma diferente, y desde entonces ha cambiado por completo la conversación.

Sí. Creo que debemos ser generosos con nuestro dinero, aunque sea una pequeña cantidad de la pequeña cantidad que tenemos. Pero hay otras formas de ser generosos, somos ricos de otras maneras en comparación a otras personas que pueden ser aún más pobres.

He aquí siete formas alternativas de ser generoso:

  1. TIEMPOEl tiempo es algo que a menudo pasamos por alto cuando estamos pensando en ser generosos. Tal vez te encuentras en una época de tu vida donde estás mucho menos ocupado que los que te rodean. Apuesto a que por ejemplo una madre de cuatro niños en tu barrio o comunidad no se siente particularmente rica con aquello de tener tiempo.
    ¿Cómo puedes ser generoso con tu tiempo de forma que puedas echarle una mano?
  2. SABIDURÍAPuedes ser generoso con tu sabiduría de muchas formas. A lo mejor llevando un grupo de estudio bíblico para los más jóvenes o teniendo un par de recién casados ​​bajo tu tutoría o la de tu esposa para ayudarles a superar el primer año de matrimonio. Tal vez sea enseñando o predicando, o incluso escribiendo un blog!Si encuentras que hay sabiduría en ti, piensa en formas en que puedes ser generoso compartiéndola.
  3. AFECTO Mientras que todos nosotros deberíamos ser generosos con nuestro afecto, hay gente en el mundo a las cuales creo que se les ha dado una triple porción de afecto.¿Has conocido a alguien así?Si eres alguien de esos a los cuales el amor y el afecto que tienen les desbordan, haz una búsqueda de personas que lo necesitan. De hecho no puedo pensar en ninguna manera mejor de ser generoso que con nuestro afecto.
  4. HABILIDADESA menudo pasamos por alto nuestras habilidades porque cuando algo viene fácilmente a nosotros, olvidamos que no es así para todo el mundo.¿Tienes experiencia como electricista o creador de sitios web, o como contable? No todo el mundo sabe qué hacer con los cables expuestos, o el código HTML, o las finanzas complicadas.Piensa en las habilidades que tienes, y luego considera cómo se pueden utilizarse para ayudar a la gente a tu alrededor.
  5. ABRIENDO PUERTASUna de las formas más grandes en que me han amado personas en mi vida es creando oportunidades para mí.Tú también puedes hacer esto. Busca conectar personas que tú conoces y haz la introducción, distribuye sus curriculums, da a alguien la posibilidad que de otra forma no podría obtener.Tuser generosoal crear oportunidades para otras personas puede estar convirtiendo la necesidad de alguien, en la persona que estaba destinada a ser.
  6. PERDÓNEsta es una de las formas más difíciles de ser generoso, pero es una de las más importantes. Piensa en cuántas veces en las Escrituras Jesús nos dijo que nos perdonáramos los unos a los otros. He aquí una pista: No se limitó a decirlo una sola vez.Es increíblemente difícil perdonar a quienes nos han hecho daño, pero nuestra capacidad de perdonar a los demás afecta directamente a nuestra capacidad de recibir el perdón de nuestro Padre Celestial. Algo muy importante.Aprender a sergeneroso contu perdón;es una tarea difícil, perovale la pena.
  7. HISTORIANo hay nada mejor entre las cosas que puedes hacer por alguien, que ayudarle a saber que no está solo, y una de mis formas favoritas de hacer esto es a través de la narrativa.Es por eso que los testimonios son tan importantes, ya que son historias de la fidelidad de Dios para con nosotros, en los momentos en que más lo hemos necesitado. Cuando somos capaces de ver su fidelidad en la vida de otros, somos capaces de creer que Él será fiel en nuestras vidas también.Hay un montón de formas de ser generosos que poco o nada tienen que ver con el dinero, y que es importante recordarlas. Aunque el dinero es útil, no es el único recurso que nos ha sido dado, y por lo tanto tampoco es el único recurso que podemos utilizar para ayudar a los demás.

Traducción del texto original by Elcodigodebarras

Fuente

Acerca del autor

Dejar un comentario

*

captcha *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, haga clic en el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR